María, 16 de octubre, 2015

¿Traer trabajo a casa? ¡A veces sí! #scrum #kanban

Problablemente muchos iParents compartimos una regla. La de no traerse trabajo a casa. Se supone que dentro del home, sweet home hay que dedicarse a la calidad de la compañía. Nada de responder mensajes, nada de mirar el móvil, nada de atender llamadas de última hora del cliente.

Hasta ahí, de acuerdo.

Pero hay muchos aspectos que podríamos, deberíamos, meter en casa. Sobre todo los que tienen que ver con la gestión de equipos, la comunicación y la coordinación de proyectos.

No estoy loca.

Esta corriente de incorporar conocimientos sobre una mejor convivencia para una mayor conexión y una consecución más exitosa de los objetivos es ya longeva en Estados Unidos, por ejemplo. Y yo digo que hay que importarla.

Uno de los puntos de partida es el Agile Manifesto. Esta especie de “normativa” está mejorando la gestión en las empresas, es objeto de múltiples análisis y vive en nuestro país una situación de práctica neonata dirigida más bien al mundo corporativo. Su creación se remonta a 2001, de manos de desarrolladores de software. Aquí se define muy bien aunque básicamente incluye los siguientes principios básicos:

  • Individuos e interacción por encima de procesos y herramientas
  • Trabajar el software más que la documentación (vale, esto es porque de inicio lo «agile» competía a gente muy lista que trabajaba con software)
  • Colaboración con cliente en lugar de negociación de contrato (en la familia el cliente somos todos)
  • Responder al cambio en vez de seguir un plan

Así que interacción, colaboración, responder al cambio y trabajar sobre la experiencia y no la teoría. OK. Pues listos. Poner en marcha una organización ágil es fácil. Puedes recurrir a distintos estilos de gestión proyectos, entre los que hoy destaco:

scrum1.- Scrum: marcos de desarrollo ágiles caracterizados por

  • adoptar una estrategia de desarrollo incremental, en lugar de la planificación y ejecución completa del producto.
  • basar la calidad del resultado más en el conocimiento tácito de las personas en equipos autoorganizados, que en la calidad de los procesos empleados.
  • solapamiento de las diferentes fases del desarrollo, en lugar de realizar una tras otra en un ciclo secuencial o de cascada.

Más info aquí.

2.- Kanban: método para gestionar el trabajo intelectual, con énfasis en la entrega justo a tiempo, mientras no se sobrecargan a los miembros del equipo. En este enfoque, el proceso, desde la definición de una tarea hasta su entrega al cliente, se muestra para que los participantes lo vean y los miembros del equipo tomen el trabajo de una cola. Kanban se puede dividir en dos partes:

  • Kanban: un sistema de gestión de proceso visual que le indica qué producir, cuándo producirlo, y cuánto producir.
  • El método Kanban: una aproximación a la mejora del proceso evolutivo e incremental para las organizaciones.

Más info aquí.

En esto último ando metida en casa ahora mismo, como ya adelanté en otro post.

***

De forma práctica y ya contando mi propia experiencia, las tareas de cada miembro del equipo/familia pueden ser:

  • Diarias y básicas: recoger el desayuno, lavarse los dientes, preparar la mochila del cole, recoger la habitación…
  • Puntuales y a medio plazo: buscar ideas para nuevos menús en los libros de recetas de mamá, recordar mis días de natación y preparar mi bolsa, leer xx minutos a la semana…
  • De largo recorrido: reducir el tiempo que se dedica a ordenadores-tabletas-tele, cosas que puedo hacer para mejorar mis notas, aprender a hacer la cama…

kanbanLa parte visual de esta convivencia ágil la aportan un check-list o un cuadro, en la cocina o en un pasillo o en cada cuarto.

Y la parte conceptual pasa por permitir que los niños puedan decidir sus castigos o recompensas. Para cumplirlo todo y favorecer el compromiso.

Es fantástico ver cómo los iKids disfrutan tachando una tarea realizada. Y también es estupendo organizar una reunión cada siete días en la que repasar cómo ha ido la semana, qué se puede mejorar y qué se ha conseguido con éxito. El proceso de aceptación y asimilación es lento. Pero llega.

***

Aplicar este tipo de procesos en la familia tiene beneficios claros:

  • Se reduce considerablemente el número de veces que repites a los iKids esas cosas básicas que tienen que hacer: “lávate los dientes, recoge tu desayuno, haz los deberes, prepara la bolsa de natación”.
  • Se iguala la participación de cada miembro de la familia, equilibrando los roles sin que los padres pierdan autoridad: “mamá prepara la cena, pero los niños pueden sugerir nuevos menús”; “papá va a la compra pero los niños pueden ayudar a hacer la lista de lo que hace falta; “iHim es el encargado de vaciar el lavavajillas esta semana y mamá le ayuda a colocar los platos y vasos”.
  • Los niños incorporan una mayor conciencia sobre lo que representa la convivencia y sobre el valor de las cosas que ellos pueden hacer para que todo funcione mejor.
  • Es más fácil tener tiempo para la parte de disfrute de la paternidad, porque los recordatorios rutinarios se han planteado de forma directa como parte de los “deberes” de los niños.
  • Se mejora la comunicación y se fomenta la participación de los niños en la vida familiar, en su sentido de pertenencia, en su capacidad para expresarse y compartir lo que piensan y sienten.
  • Los niños aprenden sobre auto-motivación, sobre auto-control, sobre llegar hasta el final, sobre trabajo en equipo, sobre respeto a quienes le rodean, sobre valoración de lo que los demás aportan al resultado final conjunto.
  • Se sacan unos 10 minutos al día, como mínimo, para pintarse la raya del ojo o leer una novela 😉

***

Esto es sólo un ejemplo de trabajo en equipo, tomando diseños elaborados para el mundo empresarial y llevándolos a la familia contemporánea de las «muchas tareas, poco tiempo y muchos consejos por todas partes sobre cómo educar, cómo regañar, cómo premiar, cómo organizar…»

Todo un mundo de oportunidades para gestionar y adaptarnos al cambio constante que vivimos en nuestras casas (cambio de bebé a niño pequeño a pre-adolescente a jovencito; cambio de pañal a “compórtate en la mesa” a deberes a “cuidado con Internet”).

Como dice Salvador Minuchin, psiquiatra y pediatra, terapeuta familiar y creador de la terapia familiar estructural, “la característica más importante de una familia es la de ser rápidamente adaptable a los cambios”.

Así que quizá sea bueno traernos parte del trabajo a casa. O crear unos Recursos Humanos de la Familia. Para que los miembros de este equipo casero, que es el más importante del mundo, contribuyan como vayan pudiendo a la adaptación de todos a los cambios que vayan llegando. Sintiéndose importantes.

Sigo preparando mi Kanban y el de los iKids. Os iré proponiendo cosas nuevas.

Y os escucho.

Bss,

M

PD1. Tal y como explica Bruce Feiler en su libro “The secrets of happy families”, el desarrollo agile es «un sistema de dinámicas de grupo en las que los miembros de un equipo se organizan en pequeños equipos, se reúnen y plantean una nueva reunión para revisar lo ejecutado a partir de la primera«. Obvio, ¿no?

PD2. Otra de las personas a las que se puede recurrir para observar la aplicación del entorno agile a las familias es David Starr (y su mujer Eleanor), con su paper Agile Practices for Families y su propia implementación doméstica.

Autor: María

Publicado: 16 de octubre, 2015

Categorías: iWomanish, Mothernity, Noticias, Estudios, Libros & Videos

Etiquetas: Libros, Mothernity, Noticias

4 respuestas a “¿Traer trabajo a casa? ¡A veces sí! #scrum #kanban”

  1. ana dice:

    Muy interesante. Me lo apunto para cuando sepa leer E

  2. Vicky dice:

    Me gusta!! lo voy a intentar poner en práctica.

  3. Irene dice:

    Qué bueno:-) Me gusta la idea! Conozco este método de mi empresa donde trabajamos sobre un tablero digital Kanban Tool. Es una herramienta que dispone de una interfaz muy intuitiva y fácil de manejar. Se puede acceder desde cualquier dispositivo o lugar. Creo que también sería útil en el ámbito doméstico con la familia. Salu2!

    • iWomanish dice:

      Gracias por el comentario, Irene! Efectivamente es un método cada vez más popular en el trabajo y hay formas de sacar partido en casa… A los iKids les ayuda, por ejemplo, a ver tareas de un vistazo y tener recordatorios de cosas que tienen a medio hacer 😉 Saludos de vuelta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis − seis =

RELACIONADO

Disfrutar de la tecnología en familia como parte de la educación digital de los iKids

Disfrutar de la tecnología en familia como parte de la educación digital de los iKids

junio 7, 2018

Alimentación saludable, seguridad vial, naturaleza y poblaciones vulnerables, temas ganadores en premios de apps con valores

Alimentación saludable, seguridad vial, naturaleza y poblaciones vulnerables, temas ganadores en premios de apps con valores

abril 23, 2018

Día #YoNoRenuncio #YoConcilio @MalasMadres

Día #YoNoRenuncio #YoConcilio @MalasMadres

octubre 19, 2015