María, 14 de enero, 2016

Supervisión de la vida digital de nuestros hijos – estudio @pewresearch 2016

Que nuestros hijos son lo que se llama «early adopters» ya lo sabemos. No sólo (como buenos niños) tienen cero problemas a la hora de probar algo nuevo, sino que además les gusta. Sepan o no, prueban. Por si acaso les entretiene. En el caso de la tecnología, de Internet, los buscadores, los videojuegos y las redes sociales, son también usuarios naturales. Interpretan lo virtual como algo normal, una parcela más de su día a día. No han tenido que adaptarse ni formarse. Lo digital viene en el pack de ir creciendo.

La extendida adopción de la tecnología digital por parte de niños y adolescentes ha añadido un elemento adicional de reto y preocupación al ya de por sí difícil trabajo de ser padre. Y quizá la principal necesidad para cualquier familia consista en encontrar el equilibrio entre permitir una exploración independiente de Internet y proporcionar al mismo tiempo un nivel adecuado de seguimiento paterno que garantice la seguridad del iKid mientras aprende a gestionar los problemas y conflictos de la vida (online y offline).

A los padres nos preocupa cómo se comportan nuestros hijos cuando se relacionan con otros a través de la red (pongamos a partir de los 12 ó 13 años, aunque muchos empiezan a hacerlo antes a través de chats o mensajería móvil). Nos preocupa con quién se relacionan y nos preocupa qué tipo de contenidos ven. Pero es que no sólo somos los padres los que entendemos (o deberíamos entender) la necesidad de educar a nuestros hijos en lo digital, sino que expertos en todo tipo de campos (Derecho, Tecnología, Educación…) hablan a diario de seguridad online, de cyberbullying y privacidad, y de cómo todo esto afecta a los niños y sobre todo a los adolescentes (porque ellos ya navegan con más libertad que los que, aunque con contacto con dispositivos, no llegan aún a relacionarse con nadie).

No sé si eres esa madre que tiene apps de control parental o ese padre que incorpora filtros a la navegación digital en casa. No sé si haces alguna revisión del historial web de tu hij@ y no sé si alguno de tus iKids ya está en redes sociales y tú sabes sus contraseñas y además lo sigues. Lo que sí sé es lo que algunos padres (norteamericanos) hacen de forma cotidiana para saber cómo, dónde y con quién se mueven sus criaturas cuando, incluso sin salir de casa, se conectan con el mundo a través del portátil o el móvil.

Estudio Pew Research Center: Parents, Teens and Digital Monitoring

FrontAcaban de presentarse los resultados de una encuesta realizada a padres de niños de entre 13 y 17 años en la que se analizan las distintas acciones que ejercen los ePadres para monitorizar las vidas online de sus iKids. La firma Pew Research Center y la coordina Monica Anderson, y es un paso más para informar y animar a que se eduque a los niños de hoy en un uso adecuado y responsable de la tecnología. Es un informe breve, fácil de entender y dividido en dos bloques: cómo controlan los padres la actividad digital de sus hijos y cómo establecen un diálogo con ellos sobre qué deben hacer o no en Internet.

Siguiendo algunas de las recomendaciones y palabras clave que siempre suelo mencionar cuando hablo de ePaternidad proactiva y responsable, os resumo algunas de las conclusiones del estudio.

Normas: Castigo-Limitese normaliza cada vez más la tendencia de implantar normas para el uso de la tecnología. Más de la mitad de los padres (55%) limita el tiempo o la frecuencia de conexión. Además, la tecnología es algo tan importante para los adolescentes de hoy que los padres incluso la utilizamos para castigar. Conozco amigos que, ante determinadas situaciones, castigan a sus hijos sin iPad o sin móvil o sin videojuegos… ¿Tú no? El estudio de Pew Research revela que un 65% de los padres les retiran los «privilegios de Internet» como castigo.

Control Parental: a la hora de controlar qué hacen los iKids en Internet, Pew concluye que, en general, se toma una actitud proactiva: el 61% de los padres revisa el historial de navegación, el 60% chequea los perfiles en redes sociales de sus hijos; el 56% los sigue en Facebook o Twitter, por ejemplo; y el 48% declara haber mirado la relación de llamadas o mensajes en el móvil de sus hijos. Pero incluso aunque se apliquen este tipo de medidas, los padres no suelen recurrir a alternativas puramente tecnológicas para hacer el seguimiento (apps, paquetes software de control parental, filtros…). Menos de un 40% de los progenitores lo hace. ControlParentalY son los padres más jóvenes los que suelen estar más pendiente de los hábitos online de sus hijos, incorporando también herramientas tecnológicas para saber por dónde navegan o con quién se relacionan o para limitar accesos; dos terceras partes (68%) de los padres menores de 45 años chequean con más frecuencia las webs que sus hijos visitan, frente a un 53% de padres de mayor edad. Y también los padres más jóvenes controlan más los perfiles en redes sociales (66% vs. 53%), utilizan controles parentelas para bloquear, filtrar o controlar actividad  (44% vs. 34%); o revisan la actividad del móvil de sus hijos (55% vs. 41%).

Contraseñas: Contraseñascasi la mitad de los padres (48%) conoce las contraseñas de mail de sus hijos; un 43% sabe además las contraseñas de móviles y un 35% las de perfiles en redes sociales. La edad de los hijos influye en este punto; cuando más pequeños son, más frecuente es que los padres conozcan las contraseñas. Con hijos de entre 13 y 14 años, un 54% de padres las conoce; cuando tienen más de 15, el porcentaje baja a un 44%.

Seguirles en redes sociales: algo menos de la mitad de padres (44%) son «amigos» de sus hijos en Facebook, por ejemplo. Y se cita esta red porque es en la que con más frecuencia coinciden las dos generaciones (dentro de la muestra de la encuesta, el 72% de los padres y el 71% de los adolescentes tienen perfil).

Diálogo: Dialogosegún el estudio, la gran mayoría de padres trata de ser proactivo a la hora de evitar problemas, hablando con sus hijos sobre qué es aceptable o no a la hora de publicar, compartir o comentar online. El 94% de los padres afirma haber hablado con sus hijos del tema y un 40% dice que lo hace con frecuencia. Lo hacen más los padres con hijos más pequeños, pero se sigue hablando menos sobre este tema que sobre comportamiento en casa o en el colegio. Y cuando se habla, ¿de qué se habla? 4 de cada 10 padres explican a sus hijos qué deberían (o no) compartir online; un 39% les habla sobre contenidos online; un 36% conversa sobre televisión, música, libros, revistas y otros medios más o menos apropiados a la edad de sus iKids; y un 36% habla sobre conducta online o netiqueta.

Dialogo2Y son las madres las que con más frecuencia tienen estas conversaciones, que por otra parte se dan más en hogares con menos recursos y con padres de menos formación.

Uso (por parte de padres) de la tecnología: Los datos de esta investigación dicen que entre padres de adolescentes de 13 a 17 años, un 94% tiene ordenador propio; un 76% tiene smartphone; un 72% tiene cuenta en Facebook y un 84% navega al menos de vez en cuando usando un dispositivo móvil.

Estar en contactoContactopara la mayoría de los padres, el móvil es el principal medio para localizar a sus hijos: un 49% lo hace con mensajes, otro 41% con llamadas. Los padres NO solemos enviar mensajes a nuestros hijos a través de redes sociales (apenas un 2%) y tampoco solemos enviarles un e-mail (1%).

 

 

 

A mí saber todo esto me parece fundamental. No por dar lecciones ni por explicar nada. Sino por conocer tendencias y situarse en un sitio concreto desde el que seguir aprendiendo. Tener datos sobre las costumbres de los padres a la hora de educar a sus hijos en la convivencia responsable y positiva con lo digital es necesario. De momento tenemos que conformarnos con porcentajes de otros países. Pero seguramente llegarán análisis españoles para saber más no sobre ciberbullying o peligros o adicciones, sino sobre cómo conocer lo que hacemos para empezar a hacerlo mejor en caso necesario. La ePaternidad es un imperativo, ya no es una opción.

Tenéis el informe completo en la web de Pew Research y los datos sobre metodología y muestra aquí.

Bss,

M.

PD. Todos los gráficos proceden del informe original de Pew Research Center, disponibles en su página web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce + 10 =

RELACIONADO

Sobre tiempo de pantalla y series infantiles #ePaternidad

Sobre tiempo de pantalla y series infantiles #ePaternidad

diciembre 23, 2015

Talleres para padres & iKids en Murcia: familia y tecnología, riesgos y oportunidades

Talleres para padres & iKids en Murcia: familia y tecnología, riesgos y oportunidades

febrero 16, 2017

Actualización del sistema operativo Paternidad 1.0 OS sXXI

Actualización del sistema operativo Paternidad 1.0 OS sXXI

febrero 15, 2016