UNA IWOMANISH

 

i – prefijo: los prefijos relacionados con Internet (e-, i-, ciber-, info-, tecno- y net-) se añaden a una amplia variedad de palabras ya existentes para describir nuevos conceptos, relacionados con internet o con la informática y la tecnología, siendo normalmente productos o servicios electrónicos/online que tienen su similar en lo offline. En este sentido se utiliza también el adjetivo virtual.

El factor ‘i’: soy una apasionada de muchas cosas, sobre todo de mi familia, de la música, de escribir, escuchar, charlar y aprender. Soy fan de Google, YouTube, Spotify, Twitter e Instagram, de muchas apps y de muchas webs. Esa es la realidad. Soy una madre conectada y cada día reflexiono para a) controlar mi tiempo de pantalla y conexión, b) dar buen ejemplo a mis hijos educándoles para que quieran leer un libro y dibujar y salir a la calle a jugar y correr; y c) enseñarles a usar la tecnología de forma segura, creativa, positiva y responsable, sabiendo que van a ser digitales sí o sí. Adoro mi iPhone, mi Kindle, el Sonos de mi casa. Me gusta todo lo social y todo lo techie.

**

wom·an·ish (wo͝om′ə-nĭsh) – adjetivo: relativo a o característico o natural de una mujer // parecido -o que imita o sugiere- a una mujer.

El ish de esta iWoman: ish, en inglés, alude a “algo así como”. Así que soy “algo parecido a una mujer”. Sólo parecido, porque ahora ser mujer es ser tantas cosas… Empecé usando el ish porque en estos tiempos de tantas expectativas sobre cómo hay que ser (buena madre, buena profesional, buena en todo), yo defiendo y pongo en valor la imperfección. Sólo con intentar cada día ser madre y emprendedora y autónoma y esposa y hermana, hija, nieta, amiga, gestora doméstica, chófer, speaker, estratega, enfermera, coach… ya soy súper heroína a mi entender. Y mi entender es el que me vale 😉

El sitio: Madrid (España). Pero Internet me permite vivir una vida activa en muchos otros sitios…

El contexto: un marido apasionado por la tecnología, iHim. Un hijo adolescente, iFirst. Una hija pre-adolescente, iHer. Y un hijo pequeño, iLast.

 

Me puedes encontrar en Twitter, en Instagram, Pinterest y en LinkedIn; en Facebook gestiono una comunidad que se llama E-Paternidad.

Con mi trabajo y con este blog, con lo que aprendo cada día y después comparto, mi objetivo es lograr el equilibrio entre la vida tecnológica y la vida cara a cara, sacando lo mejor de cada una. Ayudar a educar, inspirar y guiar a las nuevas generaciones digitales, en una convivencia saludable con la tecnología.

Gracias por pasarte por aquí 😉